martes, 26 de octubre de 2010

reflex-old

Llega un momento en la vida, donde uno tiene que saber parar.